Botellón de agua potable subió a $ 1 según el cambio del día

Botellón de agua potable subió a $ 1 según el cambio del día

Encargados de la distribución aseguran que pasaron de vender 600 botellones diarios a 40 semanales

Yirvis Vásquez / Foto cortesía

Hace aproximadamente 15 días atrás el botellón de agua potable tenia un costo de 200.000 bolívares, sin embargo, tras el alza del dólar, pasó a costar 1$ o al precio del cambio al día. Personas expresaron que prefieren ir a los sitios de recarga o hervir el agua para ahorrar dinero. Por su parte, los vendedores expresaron que muchas veces los precios aumentan debido a los altos costos de los repuestos de los carros en los que los distribuyen o también por el alto precio que algunos deben pagar por el alquiler de los locales.

El conductor de un camión que distribuye los botellones de agua potable en la ciudad de Maracay expresó que las ventas han disminuido casi 100%. Agregó que el año pasado vendía 600 botellones diarios, “ahora semanal vendo 40, las personas muchas veces prefieren comprar en lugares de recarga o hervir agua, con el costo de un botellón nuestro cancelan una harina pan”, sostuvo Alberto Ibarra.

Rober Rodríguez, encargado de un establecimiento de recarga de botellones indicó que llenar un botellón tiene un costo de Bs 50.000, sin embargo, las ventas en este lugar también cayeron y sostienen que han disminuido 60%. Rodríguez añadió que el precio de un envase de agua nuevo es de 5 dólares. También coincidió en que el alto costo se debe al pago del alquiler, pues en su caso debe pagar 100 dólares mensuales, situación que lo ha obligado a aumentar.

Por otra parte, tras conversar con los usuarios detallaron que todo está tan costoso que se ven obligados a hervir el agua o ir a los sitios de recarga. “Eso era antes que el camión me llevaba el agua a mi casa ahora tengo que salir a buscarla, pero es porque me sale más económico”, dijo María Pérez.

Cabe destacar que muchas personas con el fin de ahorrar dinero también se trasladan hasta tomas improvisadas.

Deja un comentario